Mi foto
Nombre:

viernes, octubre 27, 2006

Sin pies ni cabeza

Si, sin pies ni cabeza es como actúa el género humano muchas veces y una demostración de ello, son los juicios llevados a cabo en los que los procesados no son personas si no animales.

Para daros una idea de a que me refiero os diré que en 1935 fue ajusticiado en Atenas un papagayo porque seguía gritando “¡Viva Venizelos!” a pesar de que la revolución había derribado a este político heleno. En Rusia la GPU fusiló a unos loros que cantaban canciones capitalistas y zaristas, claro que en este caso sus maestros de música recibieron el mismo trato. Y como va de loros que no aprenden bien a rectificar sus ideas, el doctor Otto Kraus, curándose en salud, puso un anuncio en el principal periódico alemán diciendo que no se hacía responsable de las ideas políticas de su papagayo, esto sucedió cuando los ejércitos de Hitler fueron derrotados.

Pero no fueron sólo los animales que saben hablar los ajusticiados, en 1457 fueron presos una cerda y sus seis lechones por el delito de “asesinato y homicidio en la persona de Juan Martín”, la sentencia fue que: “La cerda fuera castigada y condenada al último suplicio y ser colgada de un árbol por la patas traseras y en cuanto a los lechones como no se pudo comprobar que participaran en el delito, fueran devueltos a su dueño”.

Y para citar un caso moderno, el doctor Oliver Brachfeld cita en una nota de la traducción del libro de Rath-Vegh que en Junio de 1948 la revista londinense Lilliput narra la historia de dos perros setters irlandeses a los que un abogado de Los Angeles les legó en su testamento una cantidad equivalente a 1.500 libras esterlinas. Después de tres semanas de debates, el juez citó a los afortunados perros pero como no pudieron contestar razonablemente a sus preguntas, les denegó la herencia. ¿Realmente el juez esperaba que los perros contestaran a sus preguntas?, ¿era necesario un juicio y tanta deliberación para al final denegarles la herencia?

Otros muchos animales fueron juzgados a lo largo de la historia, bueyes, asnos, caballos, insectos, hormigas, langostas, orugas….., a los que era posible se les detenía y encarcelaba y luego se les juzgaba con todas las formalidades y si eran culpables, eran públicamente ejecutados en castigo a sus fechorías, ¡faltaría más!

Veamos ahora con un poco más de detalle uno de esos juicios:

Corría el año 1519, cuando en el día de Santa Úrsula en la aldea de Flurus, Simón Fliss vecino de Stilfs, se presentó ante el juez con la siguiente petición:

Según lo prescrito en tales casos, los ratones necesitaban un abogado defensor, por lo que el juez nombró uno de oficio para que no pudieran tener motivo de queja.

Nombrado el abogado defensor, Simón Fliss eligió a Minig von Tartsch como acusador por parte de los habitantes de la aldea.

y este, para que empezara el juicio, citó en el día ya mencionado al abogado de los ratones campestres. Se empezó por llamar a los testigos, todos ellos de pueblos vecinos para que el juicio fuera imparcial. Empezó entonces el interrogatorio de los testigos que después de dar sus nombres y decir en que localidad vivían, explicaron lo que sabían del asunto.

La verdad es que no aportaron más datos que los de haber visto a los acusados en los campos y eso si, como buenos campesinos que también eran, hablaron además de los destrozos de las pérdidas, pues el dinero es importante en cualquier época. Una vez finalizadas sus declaraciones, la acusación pasó a hacer su alegato:


Terminado el acusador, le tocó el turno al abogado defensor que a mi entender demostró mucho interés por sus defendidos. Esto fue lo que alegó:

Después de haber escuchado tanto a la acusación, como a la defensa y a los testigos, el juez pasó a dictar sentencia.

Podéis observar que las formas jurídicas fueron guardadas escrupulosamente, mostrándose el tribunal de una forma imparcial tanto al dictar sentencia como al escuchar a los testigos, era necesario condenar a los ratones por los daños, pero fueron indulgentes con las embarazadas o con los que todavía no podía caminar por su corta edad, pero eso si, se rechazó el buscarles otro lugar de residencia como pedía su defensor.

Y os preguntaréis ¿obedecieron los ratones?, pues lo siento mucho porque eso no lo se, ese dato no figura en los archivos quizás porque ya bastante les parecería guardar los datos referentes al proceso tan tonto como para tener que acaba confesando que los ratones no se dieron por enterados, así que lo mas seguro es que siguieran tan tranquilos en los campos de los que oficialmente fueron expulsados y este que aparece aquí seguro será uno de sus descendientes.

NOTA: La información para este artículo me la proporcionó MARIAN, muchos ya la conocéis y para los que no la conocen, pueden pinchar en su nombre y llegarán a su página.

31 Comments:

Anonymous marian said...

Me alegro de comentar en primer lugar.La información es sólo información...no tiene ningún mérito. De no ser por ese toque original,por el interés y el tiempo que has dedicado a montar el diseño,el resultado hubiera carecido de "sustancia".Te felicito por haberle sacado tan buen partido a una simple sugerencia.

Del proceso tan peculiar a los ratones de campo, se me ocurre añadir que tardo nada más y nada menos que 1 año, que con la capacidad reproductiva de los roedores,lo más probable es que quienes tuvieran que abandonar las tierras fueran los campesinos...pero si escolta ni protección.

Un besín

octubre 27, 2006 10:01 a. m.  
Anonymous nina said...

Leo perdona que me dirija primero a despues paso a ti.Marian muy buena la información que le mandaste a Leo pero ella con su maravilloso ingenio,imaginación, originalidad ha realizado una obra de arte con los personajes medievales, los ha mezclado tan requetebien que si yo fuera Direcrotora de cine o TV la contrataba como mezcladora de imágenes,et hoc genus omne, bueno la créme de la créme.
Un ósculo Nina

octubre 27, 2006 11:21 a. m.  
Anonymous Niebla said...

Una muestra más de la estupidez huumana :-(, pero miraaaaaa, en algo hemos avanzado, ya no existen estos juicios, claro con el jaleo de Marbella destinan todos los recursos para ellá. Bromas aparte nena, eres capaz de hilar un simpático relato de todo lo que tocas, se nota el cariño y dedicación que le pones a tu blog, eres la mejorrrrrrrrrrr, palabrita de una Xana ;-)


Gracias a Marian por el detalle y a vos querida amiga por todos los buenos, cultos, amenos, simpáticos, etc...momentos que nos regalas.

Mi sonrisa del viernes para tí, te la has ganado.


Y un abracín con todo el cariño junto a los deseos de un relajado fin de semana.

octubre 27, 2006 11:35 a. m.  
Blogger TOROSALVAJE said...

La justicia siempre ha tenido algo de teatro, su escenificación, sus diálogos, el público en audiencia, etc.

El que tendría que ser el derecho más respetado del hombre, el derecho a obtener justicia, se ha convertido en un sainete, una opera bufa, el teatro del absurdo, la justicia no pinta nada, sólo se la utiliza para prostituirla....

A diario vemos las barrabasadas que se perpetran en su nombre ofendiendo al Derecho Natural que todos los seres humanos llevamos dentro.

Besos.

octubre 27, 2006 1:44 p. m.  
Blogger Azusa said...

Anda que...es que a veces el ser humano se pasa de "listo"

octubre 27, 2006 2:18 p. m.  
Blogger AZUL said...

Sin duda no tenemos conciencia y cada día es peor...nos convertimos en un absurdo, ojalá entendieramos, y dejaramos de permitir ciertas cosas...

Bikiños Leo y buen fin de semana!!!

octubre 27, 2006 6:35 p. m.  
Blogger Una maruja en internet said...

Leo, no sabía con quien hablaba, pero ha sido un placer.
¡Tienes una voz muy bonita! :)).

octubre 27, 2006 8:01 p. m.  
Anonymous unjubilado said...

Según iba leyendo me iba carcajeando, pero al final he recapacitado y he pensado en muchos de los absurdos juicios que a veces oimos en la radio o leemos en los periódicos. Seguro que conoces las bayonetas que se colocan en los fusiles para un ataque cuerpo a cuerpo, pues bien yo no las llegué a ver en la mili que hice en Sidi Ifni, estaban ARRESTADAS de por vida y por decreto ley, desde el año 1957 fecha de la sublevación de los moros en Ifni, también había una piscina con el agua preciosa arrestada por que se había ahogado un soldadito.

Y las perlas no hay que buscarlas dentro de una ostra es suficiente leer los artículos de Leodegundia.
¿Veo el futuro?
Un abrazo.

octubre 27, 2006 8:33 p. m.  
Blogger Leodegundia said...

Marian – Bueno, no creas que los procesos ahora tardan menos tiempo, :-) pero en el caso que nos ocupa y dado lo que duró el proceso y lo que se tardaría en tomar las medidas pertinentes para hacer cumplir la sentencia, posiblemente ya no fueran los ratones juzgados los que tendrían que abandonar el campo si no las generaciones siguientes y en ese caso creo que sería justo volver a repetir el juicio al no ser los mismos los que producían el daño en los campos.

Nina – Jaja, mezclar, mezclar, claro que lo hice, pues sólo tenía tres personajes cuando necesitaba seis, pero de trabajar en la TV nada de nada, ya tengo yo bastante en mi casa aunque no me paguen.

Niebla - :-))) Ahora los juzgados están saturados con otra clase de “fauna” en la que destacan las urracas, los zorros y zorras, las cacatúas, las hienas, víboras o coyotes, pero de los incorrectamente llamados racionales.

Torosalvaje – En nombre de la justicia, como en nombre de Dios, como en nombre del honor y en cualquier otro, siempre se cometen abusos porque hay mucha gente que lo único que le importa es ella misma por lo tanto lo enmaraña todo para salirse con la suya.

Azusa – No a veces, casi siempre.

Azul – No se, no se si algún día el sentido común entrará en las cabecinas de los humanos, de momento no lo estamos haciendo muy bien.

Una maruja en internet – Para mí fue una agradable sorpresa, yo si que no me lo esperaba.

Unjubilado – Aunque parezca una locura, los juicios a los animales todavía puede pasar, pero ¿una piscina y unas bayonetas?, los humanos vamos mal, muy mal.
Jajaja, cuidadín que tal como lo dices parece que insinúes que mis artículos son como perlas y vas a propiciar la carcajada del siglo, date cuenta que tú ves el futuro, pero los demás no.

octubre 28, 2006 6:22 p. m.  
Blogger Ogigia said...

Desde luego que estamos locos...mi hermano me contaba que en la mili habían arrestado a la piscina porque un recluta por poco se ahoga (no sabía nadar)...en fin...saludos, leo

octubre 28, 2006 9:06 p. m.  
Blogger Noa- said...

Hablamos y sentenciamos en nombre de la justicia. Sin preocuparnos demasiado por ser algo más justos, honestos y responsables con nuestras decisiones y enjuiciamientos.

Saludos

octubre 28, 2006 11:14 p. m.  
Anonymous julio said...

Un diez Leo por la presentación y por lo original del relato. ¡Anda que el de Hitler, curaándose en salud!... Muy graciosos todos
Un abrazo

octubre 29, 2006 1:18 a. m.  
Blogger Carlos said...

Nunca había leído ese dato almacenado, y si tienes razón hay muchos que dejan sus herencias a sus mascotas, aunque el caso de la cerda que mato acusada de homicidio se me hizó algo extremo.
Aunque he de decir que queda la curiosidad de acerca del paradero de esos ratones.

besos que tengas un buen fin de semana

octubre 29, 2006 2:05 a. m.  
Blogger Vivas said...

joer. Desde luego ya tendrían que estar aburridos eh? Me parece de lo más absurdo juzgar a animales. En fin, "hay gente pa tó"

octubre 29, 2006 11:01 a. m.  
Blogger Caboblanco said...

Menudas historias que nos cuentas Leo... ¡No he podido evitar leerlas con una sonrisa de oreja o oreja! y no por el ajusticiamiento de ciertos animales, que me Dios me libre de quererlo ni desearlo, sino porque, si somos capaces de según que acciones con nuestro semejantes... que no seremos capaces de causarle a una cerda...

octubre 29, 2006 11:45 a. m.  
Blogger Leodegundia said...

Ogigia – Descabellado lo de la piscina, por lo que se ve debía de ser algo corriente arrestar piscinas porque Jubilado también lo mencionó, ¡si es que estamos locos!.

Noa – Bueno hijina, supongo que en algunos casos se juzgaba a los animales por no hacerlo con los humanos pues en realidad el responsable de los daños causados por un animal no es éste, si no su dueño.

Julio – Me alegra que te haya gustado la presentación. Y si, a nosotros nos parece gracioso por lo descabellado, pero me imagino que a los animales ajusticiados no les parecería tanto.

Carlos – Pues sobre el paradero de los ratones no quedó nada escrito, o al menos que se haya encontrado, pero supongo que o los mataron a todos con algún veneno o siguieron paseándose por los campos.

Vivas – Como ya dije, quizás juzgaban a los animales por no hacerlo con sus dueños, al fin y al cabo, los animales no podían protestar.

Caboblanco - :-)) Casi podían llamarse historias para no dormir, porque insomnio debería de causar la cantidad de memeces que lleva a cabo el ser humano y tienes razón al decir que si somos capaces de hacer las brutalidades que se hacen a otras personas ¿qué no se le harán a los animales?, éstos de momento no tienen muchos derechos y los pocos que existen la mayor parte de la veces no les sirven de nada.

octubre 29, 2006 12:08 p. m.  
Blogger bohemiamar said...

La justicia, los legisladores...hombres llenos de defectos y errores como todos, algunos jugando con la libertad de los demás.

Un abrazo fuerte.

bohemiamar.

octubre 29, 2006 7:43 p. m.  
Blogger Meigo y Druida said...

Como ves la estupidez humana no sigue los principio de la teoria de la evolucion.
Te puedes imaginar juicios en nombre de Dios?.
Un beso y enhorabuena. Preciso tu relato y fantastico el ritmo.

octubre 29, 2006 9:28 p. m.  
Blogger mixtu said...

amiga...
excelente post, um dos blogs de minha eleição...

sem pés nem cabeças, assim vai a justiça dos homens...

justiça, olhos vendados...

coitados dos ratinhos, yaya

beijos europeus

octubre 30, 2006 12:23 a. m.  
Blogger TICTAC said...

:-))))... Me encanto' como relatastes e ilustrastes la historia, muy graciosa ... buena demostracion de los disparates que cometemos en nombre de la justicia y de toda causa que nos paresca noble.
Lo peor es que no aprendemos!

Los loros son un caso a parte, jajajaja, yo tenia uno que de tanto escuchar el radio de la cocina termino' cantando de ayayayyy y todo una ranchera muy de moda en esa epoca...tambien repetia palabras recurrentes en los maratones radiofonicos del presidente o tenia un repertorio de groserias y piropos que habia escuchado de su dueño anterior(lo compramos de un campesino al borde de una carretera)y que sacaba a relucir en los momentos menos pensados, como cuando vino a cenar un obispo y se nos olvido' cubrir la jaula...un candidato a ser enjuicido en otras epocas o a quemar en la hoguera seguramente!...aunque para mi hay muchos humanos parecidos a ciertos animales... y me pregunto si sucediera lo contrario como seria, si fueramos nosotros enjuiciados por los animales que tanto maltratamos!!!

Un abrazo!!

octubre 30, 2006 10:32 a. m.  
Anonymous yahoraquebonita said...

Resulta gracioso pero creo q mas por absurdo q por otra cosa, la justicia es un arma humana y por tanto no extensiva a otras especies

Si esto no fuera asi, los humanos deberiamos ser demandados x el genocidio d ciertas especies asi como x el robo del habitat d otras

En fin un besazo

octubre 30, 2006 10:44 a. m.  
Blogger Darilea said...

Leo si de algo puedes presumir, es de ingenio xiquilla, por que al entrar en tu página es adentrarse en la historia como si entrásemos en una fábula o un cuento siempre dando ese toque especial.
Hay personas que tienen dos dedos de frente y después juzgan a un animal.
Pd: Cambie de dirección ya.com me dejo sin espacio.
Un besito.

octubre 31, 2006 8:21 a. m.  
Anonymous white said...

¡Ay Dios mío! La estupidez humana no tiene límite, pero visto desde la distancia de siglos, hasta hace gracia.
Besito

octubre 31, 2006 8:44 a. m.  
Blogger Edem said...

Hubo mas casos como estos... desde el Rey Jerjes, que mandó azotar al mar, "por haber ayudado a los griegos en la batalla de Salamina", hasta un arbol en la ciudad prohibida de china "condenado a estar encadenado de por vida", por "haber permitido que el ultimo Emperador Ming se ahorcara en el".Despues de 500 años, todavia las lleva.
En el Antiguo Egipto Macedonico, el Buey Apis, Simbolo del dios Serapis, tomaba "dos esposas" hasta que se muriera. Estas, generalmente niñas, eran tratadas a cuerpo de rey hasta que se moria el buey, que era cuando abandonaban las dependencias del palacio y podian casarse.
Claro que el proceso romano mas conocido es el que hubo contra los perros del Capitolio. Era el año 300 AC. Tras la Batalla de Alia, los Galos estaban sitiando la ciudad. Esta, cayó en sus manos, salvo el Capitolio. Por la noche, los Galos lo asaltaron. Los perros guardianes no ladraron, pero si armaron ruido los Gansos Sagrados.
Desde entonces, y tras un juicio (en esto los romanos eran muy legalistas), se decidió que ese dia, se conmemoraria crucificando a dos perros, y llevando un ganso coronado de oro en un cojin.
Animaladas hay en todos lados...

octubre 31, 2006 10:11 a. m.  
Anonymous Trini said...

Pues a mi entender, deberían haberlos juzgados a ellos y declarados culpables, por el gasto innecesario del erario publico. Aunque en su defensa, y a mi corto entender en materias de justicia, juzgaron mejor a los ratones que, hoy en día a algunas personas en según que paises, por no ser extremista y decir que en todos...

He disfrutado con este post, Leo, tanto, que voy a releerlo.

Besitos

noviembre 01, 2006 9:36 a. m.  
Anonymous Consumidor irritado said...

Una muestra evidente del caracter (¿estupidez?) humana. Somos incorregibles ....

noviembre 01, 2006 10:14 a. m.  
Blogger Leodegundia said...

Bohemiamar – La justicia, tanto antes como ahora, deja bastante que desear.

Meigo y druida – El ser humano no se corta un pelo y cada vez que le conviene hace juicios en nombre de quien sea y de lo que sea y lo peor es que se queda la mar de contento creyendo que lo hace rematadamente bien.

Mixtu – Quizás por eso representan a la justicia con los ojos tapados, jaja, posiblemente no quiera ver las tonterías que se hacen en su nombre.

Tictac - :-))) Ten cuidado con el loro que puedes terminar mal.
Si los animales pudieran juzgar a los seres humanos me temo que el número de habitantes del planeta descendería de forma vertiginosa.

Yahoraquebonita – Bueno, supongo que dado que la justicia fue creada por el hombre, encierra todos sus defectos aunque esté hecha precisamente para corregirlos.

Darilea – Hay personas que tienen dos dedos de frente y otros muchos que no tienen ninguno y así va el mundo.
Pasaré por tu página para conocer la nueva dirección.

White – Puede que haga gracia vista desde la distancia de los siglos, lo que ya no hace tanta es que la estupidez humana todavía no fue erradicada a pesar del paso del tiempo.

Eden – De nuevo tengo que agradecer la cantidad de información que nos das cada vez que intervienes. Sobre el tema de hoy es muy interesante todo lo que nos cuentas.
En realidad no se por que se suele decir lo de animaladas por que no creo que los animales cometan tantas tonterías, :-)) quizás se deberían de llamar humanadas, porque ¡mira que azotar al mar!

Trini – Tienes razón Trini, por lo menos el juicio a los ratones parece que se hizo de forma muy seria e imparcial, podían tomar ejemplo para algunos juicios que se están haciendo ahora que parecen una comedia.

Consumidor irritado – Creo que el tema de este artículo quedaría bien en tu página ya que como consumidores de justicia tendríamos que sentirnos irritados.

noviembre 01, 2006 12:22 p. m.  
Blogger Raúl said...

ja ja ja

noviembre 02, 2006 12:23 a. m.  
Anonymous BATIOLA said...

En la entrada de lo que antiguamente se llamaba la Universidad Laboral de La Coruña está "castigado" el palo de un barco velero militar, porque un marinero se cayó de él y se mató; y creo que no es el único caso, pues, me parece recordar, que me dijeron que en la de Gijón hay otro en las mismas circunstancias.

El palo, ya de por sí, es impresionante, pues debe medir más de treinta metros, pero durante mi estancia allí le tocó "adecentamiento", y le montaron alrededor un tinglado de andamios que lo convirtió en una curiosa "escultura" metálica de entramados de líneas rectas paralelas y oblicuas a diferentes alturas (lástima de una foto), que podrian imaginarse como un cuerpo (de mujer) difuminado con una gasa translúcida.

Paradójicamente, el barco al que pertenecía ha sido desguazado hace muchos años, y el palo "castigado" sigue allí, impresionando a los que lo ven.

Quizá la sinrazón nos sea necesaria para autoconvencernos de que somos racionales.

Saludos, LEO; te he descubierto en "El Termo Impostado", y ha sido un placer.

PS.- Soy un tío, BATIOLA es el nombre de un roquedo en una playa.

noviembre 05, 2006 12:03 p. m.  
Blogger Leodegundia said...

Raúl - Si te ries es que al menos te hizo gracia.

Batiola - Bienvenido a mi casa.
Cuanto más me entero de las cosas que están "castigadas" mas me reafirmo de que el género humano no es tan racional como se cree. ¿Castigar al palo? al que habría que castigar es al patoso que andaba por él.

noviembre 11, 2006 11:21 a. m.  
Anonymous Anónimo said...

Hey - I am certainly glad to discover this. great job!

junio 13, 2011 12:18 p. m.  

Publicar un comentario en la entrada

<< Home